Financioamiento-PyME

Financiamiento para PyME: qué es y cómo conseguirlo

Contenidos Ocultar

Conseguir financiamiento PyME (pequeñas y medianas empresas) suele representar uno de los mayores retos entre los empresarios, un problema que se acentuó durante la pandemia COVID-19. 

Sin embargo, contar con recursos es fundamental para aprovechar las oportunidades de negocio y garantizar la operación a mediano y largo plazo. Es por ello que creamos esta guía que le ayudará a encontrar las fuentes de financiamiento que mejor se adecuen a su empresa. 

Recuerde que las empresas deben cumplir con ciertas características de operación para conseguir un monto suficiente para lograr sus objetivos. Por lo que también le sugerimos que preste atención a estos requisitos que le ayudarán a crecer.  

¿Qué es y cómo conseguirlo?

El financiamiento PyME son los recursos económicos obtenidos de distintas fuentes que sirve para distintos propósitos que ayudarán a las empresas a crecer y expandir su negocio. 

Estos financiamientos se pueden traducir, fundamentalmente, en préstamos o créditos que deberán ser pagados con una tasa de interés en favor de la persona o institución que otorgue los recursos.  

Tipos de financiamiento

En el mercado existen distintas fuentes o tipos de financiamiento, las cuales cuentan con características variadas, cuya conveniencia debe ser determinada por las empresas. 

Family, Friends and Fools

Familia, amigos y personas cercanas, esta fuente de financiamiento es una de las más comunes cuando se va iniciando un negocio y no se cuenta con un historial crediticio que le permita a la empresa acceder a mayores recursos, por lo que acudir a amigos y familia por capital es una buena idea. 

Las PyMEs consolidadas también pueden acudir a esta fuente, sobre todo si buscan arrancar nuevos proyectos. En esta opción el financiamiento puede ser bajo, pero lo más seguro es que no genere ningún tipo de interés y le podrá dar participación a sus seres queridos en el nuevo proyecto.

Financiamiento colectivo

Se trata de levantar fondos de pequeños inversionistas, suele ser una práctica común a través de plataformas digitales que hacen campañas con un objetivo económico a alcanzar. Esto además le puede dar mayor visibilidad a su empresa.

Capital semilla

Este financiamiento está fondeado por inversionistas experimentados en el desarrollo de empresas que buscan proyectos con potencial de crecimiento, además otorgan apoyo con asesorías y contactos en la industria. Un ejemplo perfecto de este capital es el programa Shark Tank que reúne empresarios mexicanos de alto renombre en búsqueda de nuevos proyectos que financiar.

Venture Capital

Estos fondos son dirigidos por inversores con mucha experiencia que buscan empresas innovadoras con potencial de crecimiento. En este levantamiento de capital pueden conseguirse altas cantidades de recursos, pero generalmente se limitan a proyectos tecnológicos.

Financiamiento gubernamental

Tanto el gobierno federal, como los gobiernos locales cuentan con programas públicos de apoyo a empresas a través de sus secretarías de Economía. La ventaja de este tipo de financiamiento es que va a fondo perdido, por lo que las empresas no tendrán que devolver lo que se les otorgó.

Banca tradicional

Los bancos son la opción más común para conseguir financiamiento, sin embargo son los que cuentan con la cartera más limitada disponible para las pequeñas y medianas empresas ya que las consideran como unidades económicas riesgosas y suelen rechazar al 60% de ellas; es más común que fondeen proyectos de grandes empresas.

Sociedad Financiera de Objeto Múltiple

Las Sofomes nacieron con el objetivo de mover la economía nacional al otorgar financiamiento a pequeñas y medianas empresas; son instituciones que conocen a profundidad el mercado PyME, cuentan con soluciones hechas a la medida de cada empresa y con asesores especializados para financiar la operación de los negocios. 

Retos de conseguir financiamiento  PyME

De acuerdo con el INEGI, en México las microempresas (de 1 a 10 empleados) representan el 95.4% del total de empresas en el país, mientras que las pequeñas conforman el 3.6% y las medianas 0.8%. En conjunto generan el 52% del PIB y emplean al 72% de los mexicanos.

Aun con estos datos, su tasa de supervivencia es muy baja; apenas el 62.6% de las microempresas vivirán hasta el primer año y el 42.6% lo hará hasta el segundo. Corren mejor suerte el 77.4% de aquellas que tienen hasta 10 empleados porque alcanzarán el año de supervivencia y el 65.8% hasta el segundo. La realidad es que la mayoría no sobrevivirá más allá del quinto año de operación. 

Las empresas requieren de recursos financieros para operar, y la banca tradicional ha sido lenta o inconveniente para atender a las PyMES. Los bancos han decidido no correr riesgos con los negocios pequeños, por lo que niegan el 60% de las solicitudes de crédito, de acuerdo con reportes de Banxico.

Las PyMEs, en general, representan el patrimonio de una familia, lo que implica una mayor presión financiera; la transformación digital es poco accesible debido a su costo, lo que las hace menos competitivas y padecen de falta de talento que prefieren buscar empresas grandes por sueldos y prestaciones.

De acuerdo con la Encuesta Nacional sobre Productividad y Competitividad de las Micro Pequeñas y Medianas Empresas (Enaproce), el 72.2% de las pequeñas empresas se enfrenta a respuestas negativas al solicitar un crédito, mientras que el 60.2% de las medianas padecen de lo mismo.

Las pequeñas y medianas empresas requieren mitigar esto a través de disponibilidad de financiamiento y de instrumentos que les ayude a desarrollar sus habilidades.

¿Por qué adquirir un financiamiento para la empresa?

Expandir la operación

Expandir la operación más allá de las fronteras implica costos adicionales no considerados en la operación habitual: pago de impuestos, contratación de nuevo talento, costos de exportación y más. Un préstamo empresarial puede ser la respuesta para cubrir la inversión inicial, antes de que la expansión comience a dar frutos.

Aumentar el capital de trabajo

Cuando las PyMEs requieren más manos para operar significa que el negocio va por buen camino: su producción se ha multiplicado y tiene la posibilidad de contratar nuevo talento. Los gastos iniciales para los nuevos miembros del equipo se pueden paliar fácilmente a través de un crédito a corto plazo.

Compra de inventario e insumos

Para incrementar la producción se requiere invertir en nueva maquinaria o si lo que se busca es lanzar nuevos productos para alcanzar nuevos mercados el financiamiento es la respuesta para lograr los objetivos.

Construir un historial crediticio

A nivel personal, cuando se busca comprar una propiedad es importante contar con un historial crediticio de por lo menos una tarjeta de crédito o algún otro instrumento que demuestre el tipo de cliente que es. A nivel empresarial sucede lo mismo, por lo que comenzar con préstamos pequeños que le ayuden a impulsar a su empresa, le dará acceso paulatinamente a créditos más grandes que apoyen el crecimiento del negocio.

Transformar el negocio

Con los cambios digitales y la evolución de la oferta muchas PyMEs se han visto en la necesidad de cambiar su negocio. Migrar sus sistemas a la nube u ofrecer productos y servicios más avanzados que respondan a las necesidades de sus consumidores para no desaparecer.

Aprovechar oportunidades

La mayoría de los giros empresariales cuentan con oportunidades que se presentan en el camino y, muchas veces, no cuentan con los recursos económicos disponibles para aprovecharlas ya que requieren de una inversión importante. 

Un financiamiento empresarial le permitirá tomarlas a tiempo y no perder la oportunidad de hacer el negocio más grande. Con un crédito empresarial es posible aprovechar la compra de inmuebles, disfrutar de alguna oferta en insumos o maquinaria o contratar servicios que beneficiarán la operación.

Subsanar emergencias

¿Cuántas veces ha padecido el reto de contar con flujo de efectivo? Muchas veces el capital se encuentra trabajando con la certeza de que las ganancias se verán reflejadas en poco tiempo, sin embargo, como empresarios, sabemos que hay que cubrir los gastos corrientes, tales como infraestructura, nómina, pago a proveedores, etc. 

Cuando esto sucede, un préstamo empresarial es una buena forma de subsanar la emergencia, siempre y cuando usted cuente con la seguridad de que contará con los recursos a corto plazo que garantice el pago posterior del financiamiento. 

Requisitos para obtener un financiamiento PyME

Acceder a un financiamiento como PyME no es imposible, pero como todo préstamos está sujeto a que las empresas cumplan con ciertas características para ser candidatas a un crédito empresarial, que significa un compromiso a mediano plazo con un socio de negocios. 

A continuación encontrará los requisitos fundamentales que debe cubrir para acceder a los recursos económicos que necesita o, en su defecto, empezar a construir un historial crediticio que le permita contar con más flujo de efectivo en un futuro cercano. 

Historial crediticio saludable

Esto es clave para que cualquier institución financiera se fije en su empresa. El buen manejo en su historial crediticio habla de compromiso y responsabilidad, solo las empresas consolidadas y con futuro cuentan con estas características. 

Para constatar que su historial crediticio es saludable, puede consultarlo en instituciones como Buró de Crédito, el cual cuenta con los registros de las diferentes organizaciones que otorgan créditos o venden sus productos a plazos. Verifique su estatus de manera gratuita cada año, esto aplicable tanto para personas físicas como morales. 

Además, tome en cuenta el historial crediticio de su empresa no es lo único que se constata, sino también el representante legal y/o el dueño deben probar que cuentan con una cultura de pago positiva. Este historial es el respaldo de confianza fundamental para las instituciones financieras.

Tener claros los objetivos del crédito

Defina con claridad el uso de su crédito para que este signifique una ventaja para la operación cotidiana de su negocio. Por ejemplo, de acuerdo con la Enaproce, de las empresas que obtuvieron financiamiento en 2017, ocho de cada diez lo utilizaron para comprar insumos y 27.5% para adquirir maquinaría. Además, definir adecuadamente su uso le ayudará a tener finanzas sanas.

Esta claridad le ayudará a justificar la necesidad de su crédito y a ser transparente con la institución financiera que está supeditada a leyes contra el lavado de dinero. Por esta razón, es muy importante que usted sepa en qué ejercerá los recursos. 

Además, esta definición también coadyuvará a tener un mejor manejo del financiamiento sin desvíos, así el crédito cumplirá con su objetivo y su operación crecerá, lo que le dará mayores oportunidades de obtener financiamientos más altos. 

Garantía inmueble   

Las instituciones financieras serias solicitan una garantía inmueble para autorizar el préstamo, esto con el propósito de respaldar los recursos otorgados. 

De acuerdo con el tipo de financiamiento, las garantías deben cumplir con ciertas características, por ejemplo, para montos mayores a los 3 millones de pesos, es importante que la garantía inmueble cubra el valor total del crédito y pertenezca a quien solicita el crédito o a familiares hasta de segundo grado. 

Además, estas garantías deben estar libres de gravamen, esto quiere decir que no estén comprometidas a otras instituciones crediticias. Lo habitual es que las instituciones financieras realicen un avalúo para aceptarla. 

La garantía inmueble seguirá perteneciendo a su dueño, en casos extremos, si la empresa incumple con el contrato adquirido por un periodo extenso es posible que la garantía entre en embargo. Por lo cual es importante no dejar de cumplir con el compromiso de pago y en caso de no poder seguir pagando, acercarse a las instituciones para reestructurar el adeudo.  

¿Qué pasa si no cuento con una garantía inmueble?

En caso de no contar con una garantía inmueble disponible, es posible que no pueda acceder a montos de más de un millón de pesos, sin embargo existen créditos de montos más pequeños que no requieren de una garantía inmobiliaria, en Portafolio de Negocios contamos con el Crédito PDN Express, que no solicita garantía y va entre los $400 mil hasta los $800 mil pesos. 

Orden en situación fiscal

Contar con la situación fiscal de la empresa en orden es muy importante, no solo porque todo empresario está mandatado a cumplir con sus obligaciones tributarias, sino porque este orden fiscal le permitirá acceder con mayor facilidad a mayores recursos que deben ser declarados ante el SAT. 

Documentación

Aunque cada institución tiene sus particularidades, asegúrese tener a la mano identificación oficial de su representante legal, cédula fiscal, últimos estados financieros, estados de cuenta bancarios y documentos que describan su garantía, autorización para consulta de Buró de crédito y acta constitutiva de la empresa.

Entregar toda la información solicitada con claridad, ayudará a la institución financiera a conocer su empresa y diseñar condiciones de pago alineadas a sus posibilidades.

Capacidad de pago

El monto del financiamiento dependerá de su capacidad de pago, es común que la percepciones tanto personales como empresariales sean altas, pero que se cuenten con otros compromisos que simplemente ya no sea posible cubrir uno nuevo. 

Por lo que se recomienda que su ingreso mensual cubra el monto total del adeudo. Por ejemplo, si solicitó $400 mil pesos, este es el monto que debe demostrar en ingresos mensuales. 

Lo anterior no significa que todo su ingreso se irá al crédito, al contrario, esto ayuda a las instituciones financieras a facilitar la aprobación de su préstamo al tiempo que procura que su ingreso mensual no decaiga de manera importante. 

 ¿Qué financiamiento PyME elegir?

Es importante que realice una evaluación de los puntos anteriores para elegir el financiamiento más adecuado para su empresa. 

Asegúrese de que su empresa cumpla con:

  1. Facturación necesaria para cubrir el costo del crédito
  2. Claridad en el uso del financiamiento
  3. Requisitos en la documentación
  4. Garantía inmueble

En Portafolio de Negocios nos enfocamos en pequeñas, medianas y grandes empresas mexicanas, y con base en sus necesidades, hemos adaptado nuestras soluciones financieras.

Crédito Simple

Nuestra solución estrella está orientada a empresas que tienen en puerta un proyecto específico y requieren fondearlo o que necesiten cubrir algún imprevisto financiero. El monto completo se entrega en una sola disposición, con modalidad en mensualidades ajustadas a la capacidad de pago de cada negocio. 

Entre los usos más comunes de nuestro clientes está:

  • Capital de trabajo
  • Adquisición de activo fijo
  • Importación
  • Compra de inventario
  • Obtención o lanzamiento de nuevos productos
  • Adquisición de nuevos clientes

Crédito Cuenta Corriente

Este financiamiento es más flexible y está dirigido a empresas que necesitan una línea de crédito con un monto preestablecido del cual podrán hacer una o múltiples disposiciones hasta agotar el monto autorizado; de esta forma se mantiene una administración financiera saludable.

Sus usos más comunes gracias a sus múltiples disposiciones son:

  • Compra de inventarios
  • Pago de proveedores
  • Plazo de créditos a clientes
  • Eventualidades de tesorería
  • Crecer el ciclo de la empresa

Crédito inmobiliario empresarial 

Entre los retos financieros que enfrentan los negocios mexicanos está el pago de rentas, las cuales suelen absorber una alta cantidad de recursos. Una de las formas de hacer crecer a la empresa es adquirir bienes inmuebles. 

Este tipo de solución está enfocada a ayudar a los empresarios adquirir: 

  • Oficinas
  • Puntos de venta
  • Bodegas
  • Centros de distribución
  • Terrenos industriales o comerciales

Crédito PDN Express

Con el objetivo de ayudar a una gama más amplia de negocios, lanzamos esta oferta crediticia que le permitirá tener recursos de manera veloz y segura, sin presentar una garantía inmueble.

Este crédito se caracteriza por contar con montos más bajos, pero con menor número de requisitos, haciéndolo más accesible para un mayor número de negocios. 

¿Qué pasa si no cumplo con el pago de mi financiamiento? 

Sabemos que una de las preocupaciones principales a la hora de decidir si solicitar un financiamiento o no, es afrontar las consecuencias de no poder pagar el compromiso económico. 

Por esta razón es muy importante realizar las cuentas pertinentes, al tiempo que recibe asesoría para estar seguro de que podrá pagar el financiamiento en tiempo y forma. Pero también es relevante estar informado de dichas consecuencias. 

Incremento de la deuda

Todos los créditos cuentan con una tasa de interés que es el costo del monto autorizado. Sin embargo, a esto se le agregan costos extras en caso de pagar, además de que estos intereses se suman de acuerdo con el saldo insoluto anterior. 

Por lo que al no pagar a tiempo o el monto necesario, la deuda puede comenzar a crecer, haciendo más costoso el crédito. 

Mal historial crediticio

Así como un buen manejo de sus créditos implica una buena calificación en Buró de Crédito, los adeudos sin cubrir implican una mala calificación. Después de cierto tiempo de adeudo sin pago, la institución financiera reporta el atraso y este queda registrado. De su disciplina depende contar con calificación positiva. 

Imposibilidad de acceder a más financiamiento

Con una deuda más grande provocada por impago, y con una valoración negativa en su historial crediticio, acceder a más financiamiento, con la misma institución u otras será casi imposible. 

¿Dónde adquirir un crédito empresarial ?

Existen distintas instituciones que otorgan crédito empresarial o financiamiento para PyMEs, cuyos requisitos, soluciones y montos varían de acuerdo al tipo de empresa, riesgo, industria, etc. Estas son las tres más comunes.

Banca tradicional

La banca tradicional o los bancos cuentan con soluciones financieras dedicadas a las pequeñas y medianas empresas, sin embargo suelen limitar estos recursos debido al alto riesgo que representan los negocios. 

Además la banca tiende a contar con plazos muy largos de trámites y autorizaciones, que pueden ascender hasta a meses antes de que el negocio cuente con los recursos. 

Sin embargo, también cuentan con tasas de interés competitivas, cuya pertinencia debe ser evaluada por cada empresa. 

Gobierno

Tanto el gobierno federal como los estatales, cuentan con apoyos dedicados a pequeños negocios. Sin embargo sus montos son siempre bajos y su proceso puede ser complicado. 

Entre estos programas se encuentra iniciativas como Créditos a la Palabra, con montos de 25 mil pesos; el Programa Nacional de Financiamiento al Microempresario (PRONAFIM) de la Secretaría de Economía, enfocado a emprendedores; el Programa de Emergente de Reactivación económica que presta hasta 180 mil pesos; préstamos a empresas de telecomunicaciones con montos de hasta 10 millones de pesos. Puedes consultar más en la Secretaría de Economía.

Sofomes 

Las Sociedades Financieras de Objeto Múltiple (Somofes) otorgan un crédito a las PyMEs que buscan recursos y se les han negado por parte de una institución de la banca tradicional

Después de la creación de la Ley del Mercado de Valores que regula a las sociedades mercantiles, y las reformas a diversas leyes financieras como la “Ley General de Organizaciones y Actividades Auxiliares del Crédito”, surgieron las entidades financieras SOFOMES, con la finalidad de reactivar los créditos que en 2008 disminuyeron radicalmente debido a la crisis financiera mundial.

Las SOFOMES buscan hacer más accesible la liquidez a las pequeñas y medianas empresas que en un 60% son rechazadas por los bancos y ayudan a impulsar la economía del país con una mayor oferta de servicios financieros.

En el caso de aquellas que bajo la figura de Entidad Regulada (ER) son supervisadas por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), lo cual evita potenciales fraudes y riesgos para los clientes.

Es importante que siempre verifique la operación y legalidad de las Sofomes, tanto de las Entidades Reguladas como las No Reguladas. 

¿Cómo verificar una Sofom?

Para constatar la existencia y operación legal de la entidad financiera en la que solicita un crédito empresarial, debe visitar el sitio web: https://webapps.condusef.gob.mx/SIPRES/jsp/pub/index.jsp

Una vez ahí, podrá hacer la búsqueda de la institución financiera en cuestión, a través de su buscador de instituciones. Solo debe ingresar el nombre de la entidad y le arrojará el siguiente resultado: 

  • Verifique el estatus que debe decir: En operación.
  • Verifique la fecha de validación, que debe corresponder al año en curso.
  • Podrá consultar otros datos públicos tales como: sus representantes legales, los integrantes del consejo de administración, su domicilio fiscal, entre otros.

Portafolio de Negocios: aliado de PyMEs

¿Quiénes somos?

En Portafolio de Negocios conocemos los retos financieros a los que se enfrentan las pequeñas y medianas empresas, por lo cual otorgamos préstamos empresariales de forma rápida y con atención 100% personalizada.

Somos una SOFOM regulada por la CNBV y supervisada por la Condusef. Nos diferenciamos por la velocidad en la que ponemos a su disposición los recursos que necesita para impulsar su negocio.

¿Por qué elegirnos? 

Simplificamos nuestro proceso para la adquisición de financiamiento empresarial. En Portafolio de Negocios nos preocupamos porque nuestros aliados –sin importar su industria– cuenten con los recursos que necesitan de manera ágil y segura.

Algunos beneficios que Portafolio de Negocios como SOFOM, brinda a las PyMEs son:

  1. Agilidad en sus trámites, en PDN contamos con una respuesta pronta.
  2. Impulsar el negocio de los clientes y ayudarlos a aprovechar las oportunidades.
  3. Los montos de los créditos responden a la capacidad de pago del cliente para mantener un historial crediticio saludable.
  4. Asesoría personalizada con productos hechos a la medida del cliente.
  5. Respuesta precisa a las necesidades específicas del cliente.

Proceso en cuatro pasos para obtener un financiamiento PyME

  1. Precalifique en línea: contáctenos a través de nuestro precalificador, comuníquenos el monto que busca.
  2. Reciba asesoría: un ejecutivo se pondrá en contacto para ofrecerle el producto a la medida de su empresa; se solicita documentación inicial para validar su negocio.
  3. Asista a entrevista con Portafolio de Negocios: el paso más importante para la aprobación de su crédito es asistir a una entrevista con un comité especializado. Reciba aprobación al término de esta.
  4. Disponga de sus recursos: una vez aprobada su solicitud, le ayudaremos a formalizar su contrato y podrá disponer de sus recursos en sólo 72 hrs*

Contáctenos

Portafolio de Negocios cuenta con oficinas en cinco estados de la República mexicana y da atención en todo el país. Puede encontrarnos en Ciudad de México, Querétaro, Guadalajara, Monterrey y Puebla. 

Precalifique hoy y acceda a los recursos que su PyME requiere para garantizar su operación y crecer. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *